LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA NO TENDRÁ NORMALIDAD HASTA SEPTIEMBRE

LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA NO TENDRÁ NORMALIDAD HASTA SEPTIEMBRE
lawyers
  • Estefanía Harana Suano

La conclusión que surge como consecuencia de la reunión celebrada por videoconferencia entre el Secretario General para la Innovación y Calidad del Servicio Público de Justicia, la Directora General para el Servicio Público de la Justicia y las diferentes Asociaciones de Jueces y Fiscales es la siguiente: hasta el mes de septiembre no se conseguirá recuperar la normalidad en la actividad judicial.

En principio, la Fase 2 para del Plan de Desescalada de Justicia podría comenzar la semana que viene. Es decir, se incorporarían a la actividad el 60 o 70% de la plantilla, teniendo tanto turnos de mañana como de tarde. Esta decisión se tomará tras la reunión con la Comisión de Coordinación que está convocada para el viernes.

Dicha Fase 2 se prevé que dure dos semanas, por tanto, si todo continúa como está previsto, será el 8 de junio cuando daría comienzo la Fase 3 en la Administración de Justicia.

Aún así, se recomienda por parte del Gobierno que no se carguen demasiado las agendas de señalamientos, sobre todo al principio ya que durante la primera semana de junio se prevé la presentación de un Anteproyecto de ley de eficiencia procesal donde se focaliza potenciar por los medios alternativos al judicial a la hora de la resolución de conflictos.

Según el comunicado emitido, será en el mes de septiembre cuando se prevean llevar a cabo planes de choque y de refuerzo en coordinación con el CGPJ y la FGE, así como con aquellos órganos judiciales asociados al COVI-19, pero también la entrada en funcionamiento de nuevos órganos judiciales.

Otras medidas que se ha planteado implantar son la cita previa y la videoidentificación, pero también la posibilidad de realizar retransmisiones en “streaming“ de los juicios para garantizar así la publicidad de las vistas orales.

Por último, las asociaciones profesionales han insistido en la importancia de que se garanticen las medidas de seguridad necesarias dentro de las sedes judiciales y, sobre todo, el gran rechazo por parte de sus miembros a que aquellos jueces y juezas que se encuentren en prácticas desempeñen funciones de refuerzo, basándose en el hecho de que esto constituiría una clara vulneración de la independencia judicial.

Así que, a pesar de haberse notificado que se levantarán los plazos procesales desde el 4 de junio, no será hasta el mes de septiembre cuando comencemos a ver esa normalidad en los juzgados españoles.

Actualidad

Despachos